jueves, 4 de junio de 2009

EL PERIODISTA INDEPENDIENTE EN JEFE, Licet Zamora Carrandi.

Santa Catalina, Santa Clara, Villa Clara, 4 de junio del 2009 (FDC). El pueblo de Cuba se acostumbró a los artículos periodísticos que constantemente se publican en las páginas del periódico Granma, órgano oficial del Comité Central del Partido Comunista de Cuba por Fidel Castro. De pronto el líder de la Revolución Cubana hace escritos.

La idea preconcebida es escribir para los cubanos y los extranjeros a través de internet, pues también sale en la Página Web CubaDebate y se hacer llegar a cada rincón del planeta. O sea que su sentir como estadista casi jubilado y “enfermo” por algún padecimiento que es “Secreto de Estado”, es el poder de manifestar sus criterios.

Cierto es que se creó una sección llamada “Reflexiones del compañero Fidel”, que además de publicarse en el ya mencionado sitio Web, a la vez se lee en cada emisión del Noticiero Nacional de Televisión. Es una autentica misión imposible conocer realmente si los televidentes bajan el volumen o escuchan la (ir)reflexión.

Esa insistencia en divulgar la huelga de hambre de Evo Morales, el seguimiento de las entrevistas a la prensa extranjera acreditada en Bolivia, solo denota que se presta vigilancia a lo que sucede en el mundo y no en Cuba. Con el objetivo de desviar la atención de la opinión publica nacional e internacional sobre lo que acontece en la isla.

En Placetas se realiza un ayuno por parte de los disidentes pacíficos en reclamo de una vivienda decorosa para cada cubano y en mejora de las condiciones de los presos políticos sin ser tenido en cuenta por la prensa oficial. Tales reclamaciones no aparecen reflejadas en la prensa plana nacional o provincial, tampoco en las radioemisoras.

Debido a que los estudiantes y trabajadores de a pie no pueden navegar en Internet por las limitantes que el gobierno pone en práctica, lo cual favorece a la desinformación de los cubanos. Nadie conoce a ciencia cierta que ocurre con los ayunantes Jorge Luís García Pérez (Antúnez), su esposa Iris Tamara Pérez, Diosiris Santana, Carlos M Morales y Ernesto Mederos.

Es decir sigue la dependencia informativa a través de terceras y cuartas personas específicamente de los familiares que viven en el exterior del país y de las radios o televisoras basificadas en el extranjero. A pesar del bloqueo informativo los nacionales escuchan Radio Martí y la Cubanísima o miran los canales 41 y el 23 de Miami.

Pero en honor a la verdad se puede decir que los jóvenes en su mayoría se dan cuenta de todas las trabas periodísticas, como una sucesión del actual gobierno imperante por 5 décadas. Queda explicado al no mostrar ningún interés en los espacios noticiosos gubernamentales a pesar de las exigencias hechas por sus profesores guías.

Aburridos están de oír hablar lo malo que sucede en el mundo menos en nuestro patio, las críticas y opiniones de Fidel son tan fuertes, que en su mayoría llegan a ser burdas. Lo demuestran sus escritos publicados, con frecuencia ataca al vecino país norteño, ahí está el imperialismo para culparlo de todo cuanto ocurre en Cuba.

Al comandante le ha dado por escribir en su lecho y resulta curioso el absolutismo con que redacta. Predominan las censuras a la prensa independiente a la que pretende desacreditar con el alegato de no ser colegiados. Los más de 20 comunicadores alternativos al castrismo dentro de las cárceles de este archipiélago fueron condenados por no haberse titulado como periodistas.

Muchos se preguntan: ¿Por qué el Doctor en Derecho Fidel Castro Ruz no es condenado también, si ejerce el periodismo y nunca se graduó en universidad alguna? La respuesta es solo: “Él tiene derecho a escribir públicamente, a pesar de no ser periodista, porque es el periodista independiente en jefe.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada